fbpx

Los diálogos para el cine son mucho más que la simple expresión de los personajes. Es decir, no sólo se trata de que expresen sentimientos e ideas, sino que, gracias a ellos, conocemos quiénes son y por qué se comportan así

Antes de comenzar, debemos tener muy en claro algo: el cine es acción, por tanto, los diálogos deben ser los imprescindibles. Esto es importante tenerlo en cuenta porque un error común de quienes comienzan a escribir guiones cinematográficos es extenderse demasiado tanto en la cantidad de los diálogos como en la extensión de éstos. Ahora sí, vamos a ver cómo se hacen.

¿Cómo escribir diálogos? 

La calidad de un diálogo dependerá mucho de que tanto hemos logrado el desarrollo de nuestros personajes, pues un error muy común es que estos terminen hablando como nosotros mismos, lo cual puede evitarse teniendo muy presente la personalidad de cada uno de ellos.

Siempre que vayan a escribir un diálogo tengan en mente que (como ya vimos arriba): la verdad está en las acciones, no en los diálogos. ¿Qué quiere decir esto? Significa que nuestros diálogos no pueden ser descriptivos, no pueden narrarnos lo que ya estamos viendo en pantalla, pues esa es la función de las acciones de nuestros personajes.

Igualmente, debemos evitar que estos tengan diálogos cuando se encuentran solos, a menos que la situación lo amerite, que la escena requiera de algún monólogo, que haya alguna situación mental o algún tipo de juego, de lo contrario, no tendría sentido que nuestro personaje hablara solo para explicar alguna situación. 

Lo anterior no quiere decir que se deban evitar los diálogos, pues hay grandes películas en donde estos predominan y son parte central de la estructura, pues son diálogos memorables que han pasado a la historia. Así, lo recomendable es estar conscientes de los momentos en que es preciso usarlos y hacerlo siempre de la manera adecuada para que sean de ayuda a la historia.

Un diálogo entre personajes debe revelarnos elementos de la trama, pues esa información nos ayudará a seguir avanzando en la historia.

Como recomendación pueden comenzar por escuchar las conversaciones que suceden a su alrededor e intentar adivinar cuál es el origen de estas. Transformen las conversaciones aparentemente banales en algo más grande e imaginen que son resultado de un acontecimiento importante, o bien, que estas iniciarán una nueva serie de acciones que llevarán a nuestro personaje por un nuevo camino. 

Al igual que las acciones, los diálogos deben estar ahí por una razón.

Teniendo estos elementos,  en nuestro siguiente tema veremos los programas para escritura de guion y aprenderemos a usarlos.

¿Cómo iniciar un diálogo?

Hay una frase muy común entre los guionistas y es: “siempre llega después y salte antes”. Vamos a explicarlo. 

De seguro te has dado cuenta de que en las películas casi no hay saludos ni despedidas. Esto es porque, por lo regular, no son necesarios. Ya sabemos que las personas se saludan y se despiden, por lo que podemos omitirlos, por tanto, los diálogos siempre deben ser parte de una acción vital para la película.

¿Para qué sirven los diálogos?

Diálogos de un guion

Ya quedó claro para qué no sirven: para expresar acciones. Ahora veamos para qué sí sirven: para hacer avanzar la historia

Esto tiene mucho que ver con el tema anterior de la estructura de un guion, pues cuando escribimos los diálogos, ya debemos tener muy clara la intención de hacia dónde queremos llegar, por tanto, cada diálogo nos tiene que hacer avanzar en esa dirección. 

Ahora revisa con cuidado el siguiente video. Como tarea, pon en los comentarios en Youtube un diálogo según lo que hemos visto hasta ahora. Si puedes, comenta los diálogos de otros participantes, para así irnos retroalimentando entre todos.

Temario del curso

  1. Estructura del guion de cine
  2. El viaje del Héroe
  3. Diálogos en lo guiones
  4. Programas para escribir guiones
  5. Formato universal del guion literario
  6. Cómo vender tu guion