fbpx

El significado de Workaholic (o su versión en español: workalcohólico o adicción al trabajo)

El término Workaholic se refiere a la persona que es adicta al trabajo, por tanto, esta adicción es autoimpuesta, por lo que no estamos hablando de explotación laboral por un jefe o una empresa, aunque la presión que estos ejercen sobre el trabajador es uno de los factores más importantes por los que se produce la adicción al trabajo. 

Una de las razones por las que esto ocurre es porque el medio laboral se ha transformado tanto que no sólo ha modificado sus sistemas y tecnología.

Ahora, es común que, día a día, los trabajadores requieran dedicar más de sí a sus tareas y capacitaciones, todo porque las empresas requieren de una producción más acelerada. 

Esto, pese a parecer benéfico, es en realidad un factor que puede afectar el clima laboral, así como el bienestar físico y psicológico del trabajador

Observa el siguiente video con una explicación mucho más profunda sobre qué es la adicción al trabajo. 

Consecuencias de la adicción al trabajo

Convertirse en un workalcohólico puede traer serias consecuencias, las cuales podemos dividir en tres: físicas, psicológicas y sociales. 

Las consecuencias físicas, aunque esto depende mucho del trabajo que se efectúe, por lo regular están relacionadas con el sendentarismo, ya que los adictos al trabajo suelen pasar muchas horas sentados frente a una computadora, lo que conlleva a la generación de múltiples problemas de salud, entre los cuales se encuentran la obesidad y la hipertensión, entre muchísimos otros.

Las consecuencias psicológicas pueden pasar desde la depresión (considerada como una enfermedad, no como una simple tristeza pasajera), hasta reacciones incontrolables de ira.

En cuanto a lo social, el workaholic se olvida tanto de sus amigos como de sus familiares, lo que va carcomiendo las relaciones con ellos. Los amigos se alejan, dejan de llamar o hacer invitaciones y la familia se siente lastimada, pues aunque el adicto esté presente, en realidad su mente se encuentra en otra parte.  

Las afectaciones sociales y de salud pueden ser muy varias y profundas, por lo que debes tener mucho cuidado y no dejarlo pasar. 

Causas de la adicción al trabajo

Existen dos grandes causas del workalcoholismo:

  1. Las externas
  2. Las internas

Las externas tienen que ver con la presión social de ser (o aparentar ser) y con las exigencias de nuestro trabajo. 

Estamos viviendo una cultura de “la felicidad”, es decir, donde todo debe ser bueno, todo debemos aceptarlo con una sonrisa y donde la resiliencia (la forma en que enfrentamos los obstáculos) es uno de los mayores bienes que podemos tener. Esto produce que nos exijamos cada vez más para cumplir con los estándares que la sociedad nos exige. Debemos ser siempre los mejores, los primeros en llegar y los últimos en irnos. Comer en nuestro lugar, con una mano en la cuchara y la otra en el teclado es símbolo de entrega al trabajo. 

Las internas están profundamente relacionadas con las externas, pues son ese intento que hacemos para cumplir los supuestos estándares que se nos exigen (los cuales no siempre son reales, por cierto). 

Es importante hacer notar que incluso quienes trabajan por su cuenta (freelancers) sufren de este mal e, incluso, puede ser que mucho más, ya que no tienen horarios que les permitan darse cuenta de que se han excedido, lo que los lleva a trabajar hasta 16 horas al día.

Ahora necesitas saber cuáles son las características de un adicto al trabajo.