Atención plena

Esta práctica de meditación, que pertenece al budismo zen, es muy utilizada por la simplicidad de su ejecución. Debido a que se centra en la disminución del deseo por controlar nuestros pensamientos, es difícil de practicar, pero altamente efectiva y reveladora.

La atención plena, nos sirve para prosperar nuestra experiencia del presente, es decir esta actividad permite o pretende que nuestra mente no tenga distracciones con experiencias pasadas, la imaginación o pensamientos del futuro. Con ello, podremos concentrarnos únicamente en el ahora y todo lo que está sucediendo en él. Es por eso, que esta meditación se puede realizar en nuestra vida cotidiana ya que, incluso en nuestras tareas diarias podemos aprovechar al máximo cada actividad que realizamos, desde la mejor asimilación de los nutrientes al comer, hasta realizar el trabajo o un deporte de alto rendimiento con resultados sumamente eficientes.

 

Ver todo Añadir una nota
Agregue su comentario

Buscar cursos