Conclusión

Así es como terminamos con el masaje relajante de espalda. Gracias por elegirnos y nos vemos en el próximo curso.

No te pierdas mi curso de MEDITACIÓN, aquí, en Alejandría.

 

Ver todo Añadir una nota
Agregue su comentario

Buscar cursos